sábado, 30 de junio de 2007

El flan y la serendipia

En el año 1876 las hermanas Eileen y Frances McMullen disfrutaban de unos días de reposo en la casa de su tía abuela Merry Gray McMullen, recientemente fallecida, en Kentallen. Eileen, cocinera profesional, trajinando en la cocina, volcó de forma accidental un tarro de coco rallado sobre una masa de huevos, azúcar y leche. Tras poner al baño maría la mezcla, el resultado fue un flan con sabor a coco, al que puso el nombre de «Flan de coco al estilo McMullen». Su hermana Frances, escritora romántica que a sí misma se definía como «una perfecta inepta para los pucheros» bautizó la nueva receta como «Flan serendípico».

5 comentarios:

Arkab dijo...

Hay que ver lo que aprendo yo contigo Harry. Resulta que ahora sé por qué algunas cosas ocurren de chiripa en Sri Lanka.

Plas, plas, plas y plas.

Harry Sonfór dijo...

Bueno, me da en la nariz que se puede vivir igualmente sin saberlas, pero tienen su cosa. El que puso de moda la palabra, Horace Walpole, tiene una novela gótica con peluca, «El castillo de Otranto», que para pasar el rato recuerdo que era divertida (aunque para folletín bueno bueno, «El monje» de Lewis es lo más grande que hay). A mí me gusta más «chiripa» que «serendipia», pero qué le vamos a hacer. El burro, cuando sopló y sonó la flauta tampoco sabía que estaba realizando un ejercicio de serendipia, si lo hubiera sabido pues otro gallo le hubiera cantado e igual juntándose con otros dos bichos más hubierán formado los músicos de Bremen.

Arkab dijo...

Oye, Harry, ¿te has dado cuenta de que dentro de un año, trece meses y dos días será el 8 del 8 del 2008? No, ¿verdad? Pues a ver si nos vas escribiendo algo, chato, que yo no puedo estar en todo y tú todo el día mirándote el calabacín. Amos, hombre.

Arkab dijo...

Metí la pata: me sobra un año, jopetas.

Harry Sonfór dijo...

No, no, que el calabacín ya está convertido en crema. Lo corté, lo partí por la mitad y luego mi señora se encargó de todo lo demás. Hay una olla express con todo cocido esperándome abajo para que haga un sofrito de cebolla y ajo tierno, lo añada al resultante y lo pase con la batidora (y luego pase todo por el chino para que quede más in). Llevo varios días retirado del mundanal vivir, que me llevan loco con el trabajo. Haz el favor, si te da por cambiar de trabajo no te metas a lo que yo, que es un de sufrir y un sinvivir todo el día, fin de semana incluido. Oj...
Hoy te sobra un año y un día para la fecha indicada. Mañana, un año y dos días.