lunes, 29 de junio de 2009

Errol Flynn y el aparato digestivo de los patos

Descubrí que si le dabas a un pato un trozo de cerdo grasiento, algo en su estructura intestinal hacía que lo expulsara en menos de dos minutos. Del pico a la salida era un espectáculo que se podía observar muy rápidamente.
En nuestro jardín teníamos muchos patos. Una noche cavilé sobre esto.
Se me ocurrió que sería interesante atar al trozo de cerdo una cuerda de diez pies de largo.
El cerdo salió y se lo di a otro pato, con el mismo resultado, atado a la cuerda que había entrado en la boca del primer pato. A los pocos minutos tenía media docena de patos amarrados entre ellos, de pico a recto, mediante esa cuerda engrasada.
De un plumazo y —a la edad de ocho o nueve años— había inventado la primera pulsera viva. Un científico descubridor de un antibiótico no se habría alegrado más que yo.

Del libro Aventuras de un vividor, autobiografía de Errol Flynn, T&B Editores, Madrid, 2009.

Hoy celebramos el cumpleaños de Ray Harryhausen y estoy muy contento. Quiero mucho a Harryhausen. Nadie ha trabajado tan bonito como él. Veo las fotos de Harryhausen con sus estanterías llenas de muñequitos preciosamente articulados y me provoca una ternura inmensa. Es el más grande.

18 comentarios:

Helter dijo...

No sé si era la intención de usted, pero el Sr. Flynn cada vez me cae peor. No es que los patos me caigan muy bien, pero él peor, fijo.

Miranda dijo...

Sumome a la tirria de Jelta.
Aj y aj.

En respondiendo a Javitxu, que acabo de leer su cuchipanda, decir que tengo esto del blogueteo totalmente abandonado, no paro, literal. Ha habido noparos divertidos, como el contubernio que hicimos para cantar canciones de los Beatles, que estuvo la mar de bien, yo cantando Pi octavas bajas en plan cazallera, pero moloide.
Otro lio en el que estoy es en la celbrasao de los forrenta años de Cobaya, que seguro que los amigos comunes de Akelarre (y otras guerras) recordarán. Akelarre era a Filo, lo que Cobaya a Ingenieros.
Bilbo life...
Pues va a haber de todo, cuchipandas varias, montaje teatral, reus y webe.
El colmo del descojonio es el follón de pasado mañana, ya os contaré que ahora me da palo...o peor, que si lo cuento ahora igual va "alguien" y ya sería el espanto total...ay que palo que palo...

Besos.
M.

Arkab dijo...

Algo tiene que tener Australia para que los que nacen allí se les ocurran cosas como ensartar patos para hacer pulseras. Ahora que caigo, peor habría sido que se le ocurriera a otro australiano como Mel Gibson, en lugar de una pulsera se habría fabricado un rosario.

Harry Sonfór dijo...

Con lo majete que es. Bruto, si, bruto mucho, pero majete, un rato majete.

Inde dijo...

¡Ay! Que no me he leído aun nada de nada (me paece que tengo tajo, y me encanta), pero que sólo entro a decir... ¡que veo su blog, amigo Sonfór!

Fectivamente, a través de Firefox.

Voy a darle una patada en el culo al Explorer.

¡Viva!

Harry Sonfór dijo...

¡Ole, viva, viva! ¡Inde ya ve el blog!

faq dijo...

Que bestia! Yo recuerdo años ha que le colocábamamos un cigarrillo a las lagartijas en la boca y que cortábamos la cabeza de las moscas para aplastarlas en una hoja blanca ...El resultado era lagartijas borrachas y bonitos dibujos -dípteros - rojos como esos que los psiquiatras tienen encuadernados y que de vez en cuando enseñan a los pacientes que pacientemente describen aquello que ven y que no existe.
Pero lo del pato es alucinante, cuando vuelva a nacer lo probaré.
Ah! el Errol Flynn es el de la película de ovejas ? ese que defiende a los pastores ? Me quedo con los curtidos cowboys que no sheepboys (?). Me recuerda a las películas de nazis y judios.
Vaya que igual no es el Flynn del que habláis, me callo! estoy espeso!

miguelgato dijo...

Si todas estas cosas las cuenta Errol en mi pueblo, le hubiesen dicho una cosa muy bonita y acertada:
"Mientes mas que una pelota en una güebra".
Yo le podría ir mandando una relación de las mentiras de "Mojijo" un señor de Tauste de hace años que las echaba bastante mas gordas que su Errol.

Saludos

koldo dijo...

desde luego errol era un prodigio de absurdez inventiva: yo lo que quería apuntar es que lo que cambia los espárragos no es el olor de la orina, sino su sabor, como en todos los manuales de urinoterapia se recoge

Harry Sonfór dijo...

Sí, faq, que es el Flynn de toda la vida, el Flynn hijo de Theodore Thomson Flynn, el biólogo evolucionista que encontró una ballena con paticas y que sirve siempre de ejemplo para demostrar que las ballenas primero eran mamíferos terrestres y que luego se hicieron a la mar. El Flynn del Capitán Blood. Ese mismo.

Harry Sonfór dijo...

Miguelgato ¿Cómo castran a los ternascos en su pueblo? ¿Que no se hace así? Anda que no habré castrado ternascos a bocaos. Bueno no, miento. Que no, que seguro que ya solo de pensarlo me tienen que traer las sales.

Harry Sonfór dijo...

Huy, pues la orina con el Astenolit tiene que saber bien también, Koldo. ¿Viene algo sobre la orina con astenolit? Es que deja un olor por toda la casa con solo abrir la ampolla...

laMima dijo...

Harry, que me he ido a la wikipediaa enterarme de cosas del amigo Harryhausen (que una tiene mucho aún por aprender) y me he encontrado con una lista de personajes creados por el buen señor la mar de maja en la que había uno llamdo "Dioskilos".
Dioskilos...¿que puede ser eso?, pues oiga, nada de señores gordotes y orondos: un perro bicéfalo. En que estaría yo pensando.
Lo que no sabía yo es que el Errol Flyn estaba como un cencerro...espere que se lo cuente a mi señora madre. Con lo que le gustaba a ella (bueno, a ella el que más le gustaba era Gary Cooper pero el Flyn también le hacía tilín. Ay).

larraz dijo...

Qué historia más horrible la de los patos. Nunca me han parecido graciosos los niños torturadores.
Espero que nadie esté tentado de repetir esta hazaña.

Inde dijo...

Miguelgato seguro que se acuerda de cuando, en el instituto, Dimas y algunos de sus colegas se dedicaban a hacer lo siguiente:

1.- Arrancar varios pelos a las tías que llevaban largas melenas

2.- Cazar un número similar de moscas (vivas) al de pelos arrancados

3.- Atar los pelos con cuidado alrededor de la cabeza de las moscas, como si fueran perros a los que se les coloca un collar.

4.- Llevarlas luego como si fueran un ramillete de globitos: las moscas volaban hasta donde les daba el pelo.

De aquel instituto no sé yo cómo salimos ni medio normales...

Badil dijo...

La verdad se abre paso.
Al ser hijo de científico evolucionista sabía que no iba a ir al infierno.
Al ser hijo de científico evolucionista sabía que no se iba a llevar dos hostias de su padre, que estaba ocupado estudiando (otros) animalejos.
Al ser hijo de científico evolucionista sabía que con un nabo bien duro triunfaría en cualquier sitio.
(o eso dicen que yo solo de pensarlo me tienen que traer las sales)

miguelgato dijo...

Te has dejao el punto 5.
Preparar un pelo con moscardón en vez de con mosca (tiene mas fuerza), atar al otro lado un papel con la leyenda "Gato Cabrón" y soltar todo el conjunto.
No volaba como las pancartas de los aviones, pero volaba oye.
Esto concretamente lo hizo "Cabrica" alguna vez.
La Verda es que hay pa escribir un libro con lo que haciamos por allí.

Harry Sonfór dijo...

¿un nabo bien duro? ¡ángelamaría, los estragos que perpetra la calor!