sábado, 5 de junio de 2010

Sobre las pompas de jabón

Si se hace una burbuja con agua que antes se ha hecho tenaz disolviendo en ella un poco de jabón, parecerá teñida de una gran variedad de colores. Para evitar que estas burbujas fueran agitadas por el aire exterior (en cuyo caso sus colores se mueven de forma irregular unos entre otros, impidiendo una observación precisa de ellos), tan pronto como había hecho algunas, las cubría con un cristal transparente, y así los colores surgían en un orden muy regular, como anillos concéntricos rodeando la parte superior de la burbuja. Y conforme la burbuja adelgazaba debido al continuo decrecer del agua, esos anillos se dilataban lentamente y cubrían la totalidad de la burbuja, descendiendo en orden hasta la parte inferior, donde se desvanecían sucesivamente.

Isaac Newton, entre otras muchas cosas, se interesó por la morfología de las pompas de jabón. Y así aparece recogido este texto de su libro Opticks de 1730 en el libro Cómo mojar una galleta, de Len Fisher (Debolsillo, Barcelona, 2009), libro con el cual se aprende a mojar galletas en condiciones pero, también, muchas cosas más.

5 comentarios:

Javier dijo...

Recuerdo una preciosa edición de la Óptica en aquellos libros de Alfaguara en tela marrón. La vi y no me llevé. Harry, ahora que leo lo que cuenta me arrepiento un poco más.

miguelgato dijo...

Seguramente Newton no llego a esas conclusiones duchándose, porque no eran guarros ni nada en la antiguedad.

Garbanzo dijo...

Pues esto me hace recordar que yo me compré ese libro de Sir Newton y no sé dónde lo tengo.

Oiga, Harry, usted que es tan de hacer plataformas y de reivindicar. Yo lo que haría sería una plataforma en contra del uso del campo de fútbol como unidad de medida de superficie. Coño, que estando los metros cuadrados del Sistema Internacional de Medidas, las áreas, las hectáreas, qué manía con la puñeterita frase de todos los veranos "... el incendio arrasó una superficie equivalente a tantos campos de fútbol". Luego que si suspendemos el PISA, y que somos un país ignorante. Es que se pone una mala, de verdad.

Helter dijo...

Oiga, si no ha visto nunca actuar en directo al Bufaplanetes, se lo recomiendo. Aunque tal como está la cosa, igual le prohíben hacer esos números en que fumaba para poder crear burbujas con humo dentro, como perlitas grises, qué monas.

Harry Sonfór dijo...

Yo también me arrepiento de no tenerla, Javier, y eso que ni he visto esa edición...

Hombre, no todos, Miguelgato, que seguro que también había científicos relimpios en la antigüedad... Mire Colón, mismo, que era viejero, pero que hiba todo el día hecho un pincel.

Pues va a ser que perdió el libro que luego vio Javier y no compró, Garbanzo. Estoy de acuerdo con usted, una medida de campo de fútbol es una medida poco exacta. Grande, sí, pero inexacta. Yo recuerdo que he estado en un campo de fútbol cosa de tres veces, y era grande, eso sí, pero ni idea de lo que mide. Bueno, mide lo que suele medir un campo de fútbol, más o menos.

¿Pues no le acaban de dar un premio gordo hace poco al bufaplanetes, Helter? y... ¿cómo puede ser que lleve viendo a este hombre desde que era crío y que siga igual de aspecto? pero si está igual siempre el condenao...