domingo, 4 de mayo de 2008

El pájaro Chitví-Chitví

Habita en lo profundo de la selva un pequeño pajarito blanquiazul con cabeza roja al que los nativos conocen por Chitví-Chitví y también como Xamaloé-Chitví, que en su lengua significa «el pájaro que repite mejorando» y que tiene la maravillosa particularidad de repetir todo lo que escucha, pero añadiendo mejoras. Dicen que el poeta João Geraldo Bicudo de Souza, durante la expedición Juruá, gritó en medio de la selva el inicio de los que más tarde se hicieran sus más célebres versos:

De la tarda mano a tu boca
y de tu boca a la arboleda
dos caminos cruzados me llevan...


y a los pocos segundos recibió la respuesta del pájaro Chitví-Chitví:

De la tarda mano a tu boca
y de tu boca a la arboleda
dos caminos cruzados me llevan,
el uno, llano y profundo
el otro, de limo y piedra.


Es por ello que dedicara su libro Paisajes y arterias al pajarito:

A mi esposa Mauricinha,
a mis amigos Batista y Lourenço y a Xamaloé-Chitví,
que soportaron con cariño y paciencia mi mal humor
mis angustias, mis manías y mis desvelos
durante la realización de este poemario.

(J. G. Bicudo de Souza, Paisajes y arterias, edición de 1954, São Paulo)

Del pájaro Chitví-Chitví también se cuenta que cuando las mujeres del lugar le gritan una receta de cocina él suele repetirla al pie de la letra, añadiéndole a los ingredientes ora una cucharadita de pimentón, ora unas vainas de cardamomo, ora unos granos de pimienta de Jamaica, mejorando así los guisos y, con ello, la gastronomía de la zona.
El pájaro Chitví-Chitví es un ave asustadiza. Los nativos, para cazarlo, atan en lo alto de los árboles una trampa construida con cañas y liza y en su interior colocan un cuenco lleno de cerveza, pues parece que el sabor amargo atrae al animal. En cautividad, el pájaro Chitví-Chitví vive una media de cuatro años y su rendimiento como ave respondona es muy inferior a cuando vive en su estado salvaje.

8 comentarios:

Badil dijo...

Estar apostillando tol rato y a la misma vez estar dentro del radio de acción de un sartenazo reduce las expectativas de vida de cualquiera .

Javier dijo...

Estupenda entrada, don Harry. Digna del mejor Monterroso + ese poco de imprescindible ramonismo...
Persista.
Que buena falta que hace.

Arkab dijo...

Arkab cofao en el sofá, entre pitos y toses, pero al menos sin conjuntivitis, da las gracias a su faro, su guía y su pastor, por esta entrada tan bonita y tan agradable de leer. No hay estolones suficientes en el mundo para pagarla.

Harry Sonfór dijo...

Como me sigan diciendo estas cosas me van a salir los colores y, les recuerdo, este blog es un blog sepia.

Arkab dijo...

Pues oiga, sepa que ahora mismitico es cuando las sepias se ponen en celo y es todo una orgía de sexo, un no parar y un no parar. Mírese bien los cambios de color.

Harry Sonfór dijo...

Ah, pues entonces de ahí viene la frase «estar más rufete que una sepia en el mes de mayo».

Helter dijo...

Pues sería todo un experimento leerle al pajarito esta entrada, a ver si tiene webs de mejorarla... o la receta de la paella de Trikki.

Badil dijo...

¡Hala! Casi coincide el cumpleaños del Sr. Marx con el día de la madre que le parió...